Revista “Surf a Vela”

Panxo Pi-Suñer

Para los aficionados a los deportes de tabla y, especialmente, para los que vivimos en la Península, Canarias es un destino soñado. Se dice que es el Hawaii de Europa, pues imagínate qué es para nosotros que lo tenemos tan cerca de casa.

Pasar un confinamiento en una gran ciudad como es Barcelona, se hace muy duro para un amante del mar. Aunque el teletrabajo te absorba, siempre te pasa por la cabeza cuál será tu próxima escapada en busca de oxígeno.

Y aquí es donde aparece Gran Canaria. Poder volver a Pozo Izquierdo, para ver el Campeonato del Mundo de Windsurf en las mejores condiciones que uno se pueda imaginar, para después ir a cenar pescado local con los amigos de siempre en sus restaurantes y acabar descansando en alguno de los magníficos complejos hoteleros de la Zona Sur.

¡Esto ya es una buena bocanada de aire fresco! Si además, al día siguiente, puedo salir al agua a la mar, ya sea parapara una jornada surf o para avistamiento de cetáceos, o pesca deportiva, sé que ya podré regresar a la gran ciudad con las pilas cargadas.

Revista “Surf a Vela”

Panxo Pi-Suñer

Para los aficionados a los deportes de tabla y, especialmente, para los que vivimos en la Península, Canarias es un destino soñado. Se dice que es el Hawaii de Europa, pues imagínate qué es para nosotros que lo tenemos tan cerca de casa.

Pasar un confinamiento en una gran ciudad como es Barcelona, se hace muy duro para un amante del mar. Aunque el teletrabajo te absorba, siempre te pasa por la cabeza cuál será tu próxima escapada en busca de oxígeno.

Y aquí es donde aparece Gran Canaria. Poder volver a Pozo Izquierdo, para ver el Campeonato del Mundo de Windsurf en las mejores condiciones que uno se pueda imaginar, para después ir a cenar pescado local con los amigos de siempre en sus restaurantes y acabar descansando en alguno de los magníficos complejos hoteleros de la Zona Sur.

¡Esto ya es una buena bocanada de aire fresco! Si además, al día siguiente, puedo salir al agua a la mar, ya sea parapara una jornada surf o para avistamiento de cetáceos, o pesca deportiva, sé que ya podré regresar a la gran ciudad con las pilas cargadas.

Más historias